top of page

Te presento el: Lunes de bajo impacto.

¿Te ha pasado alguna vez que es un domingo por la tarde y te empiezas a sentir bastante estresado por todo lo que tienes que hacer al día siguiente? o tal vez llega el lunes y empiezas corriendo, todo urge, nada esta listo, tienes juntas y llamadas al por mayor y apenas son las 12 del día ☹


Déjame decirte que esto era algo que me pasaba cada semana sin falta hasta que llegó el punto en el que empecé a odiar los lunes con todas mis fuerzas, fue entonces cuando un poco desesperado estuve trabajando en una manera de aligerar la carga de la semana.


Pregunté leí, escuché por todos lados hasta que encontré algo que tuvo todo el sentido del mundo para mi: hacer un lunes de bajo impacto 😊


La premisa era simple: mueve todas tus juntas y llamadas para el martes, tu agenda tiene que estar lo más vacía posible y dedícate todo ese día a planear, pensar e imaginar que es lo que quieres crear esa semana, ignora llamadas o correos y de ser posible sal temprano ese día. Sonaba maravilloso pero ¿funcionaría? Estaba por descubrirlo.


Primera semana: Todo salió mal, como no me preparé el viernes tuve que mover muchas juntas y se pasaron obviamente para el lunes, además era inicio de mes entonces los nuevos prospectos estuvieron a la orden del día, entre entregas y nuevas cotizaciones no tuve tiempo para avanzar en nada y el martes ya tenía una montaña de trabajo.


Calificación: 0/10 fail total.


Pero no me quería rendir así que toda esa semana me preparé muy bien para tener la mayor cantidad de juntas entre semana y no mover nada para el lunes.


Segunda semana: Logré no tener nada programado, sin embargo hubieron 2 juntas imprevistas que no pude rechazar, conteste un par de correos atrasados pero terminé “temprano” entonces me puse un rato a planear.


Calificación: 5/10 no me sentí tan abrumado y definitivamente disfruté mucho más el domingo.


Tercera semana: otra vez logré despejar mi agenda de lunes (aunque mi martes esta full) decidí no atender llamadas pero si respondí un par de correos y whatsapps solo que no de inmediato, me tomé mi tiempo, salí a comer cosa que nunca hacía, al final si pude planear un poco de lo que quería hacer en la semana pero sobre todo pude terminar temprano mi día.


Calificación: 8/10 buen domingo, lunes muy tranquilo y aunque el martes estuvo lleno de llamadas lo pude resolver con mejor ánimo porque ya no era el primer día y esta mas cerca del fin de semana.


Cuarta semana: ahora si no tuve llamadas, deje mi correo y mi whatsapp tranquilo, me dedique a pensar, planear y escribir, pude llegar al martes con menos juntas que la semana pasada pero con muchas nuevas ideas y sobre todo con la mente muy despejada, definitivamente estoy disfrutando mucho mis domingos.


Calificación: 10/10 hoy puedo decir que todo estuvo perfecto.


Quiero aclarar que no todas las semanas son como la 4 algunas se ven como la 2 o 3 pero puedo decir que esta filosofía me cambio la vida personal y laboral y es justo por eso que quería compartirte esta historia para que puedas aplicar esta simple forma de vivir los lunes.


El lunes de bajo impacto es definitivamente mi nuevo hobbie favorito.




Y eso es todo por ahora, pero si quieres saber más del tema del naming y las historias te invito a que nos sigas en Instagram y Facebook como: @secretnamemx


O en nuestro podcast en Youtube y spotify como: Indescriptivo.

262 visualizaciones0 comentarios

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page